lunes, 9 de febrero de 2009

De lo que no se quiere hablar


Ha salido en castellano, editado por Cristiandad, el libro de Antonio Socci Il genocidio censurato; el autor se refiere, claro está, al aborto, al que considera el genocidio más importante del siglo XX y, sin duda, el más censurado. Socci estima una cifra de mil millones de víctimas. Personalmente no sé si la estimación (cómo cuesta utilizar esta palabra en este tema) en su redondeo es acertada o no, pero concuerdo completamente con él en la deliberada censura que lo políticamente correcto va forzando al respecto. Hay un propósito deliberado de silenciar el debate sobre el mismo, de que el común de la gente piense y se interrogue. Peor es meneallo, se dicen los políticos. Valen más los votos que las vidas. La cuestión se resuelve no afrontando la cuestión. O desviándola. Por ejemplo, llevándola al terreno de quién quiere meter en la cárcel "a las pobres chicas". Digámoslo de una vez: haberlas las habrá, pero a veces ni tan pobres ni tan chicas. Sigamos diciéndolo: hay un negocio abortista. Y hay negociantes que venden su negocio incluso desde televisión (pienso ahora en cierta televisión local-comarcal aquí en Barcelona de la que prefiero no hablar, una de esas que arrienda espacios a timoconcursos para incautos).
Otra de las maneras preferidas de evitar la cuestión es considerarla una mera (lo siento, tengo que situarme en este lenguaje desdichado para hacerme entender) cuestión religiosa, es decir, algo perteneciente al fuero interno personal, al nivel de las creencias, a eso que nadie puede pretender imponer y, por supuesto, menos la Iglesia católica. "La Iglesia que hable para sus fieles y que no quiera imponernos su moralidad trasnochada a los demás" (¿cuántas veces no hemos oído esta sinrazón, esta renuncia a razonar sobre temas humanos tan delicados como éste?)

Vean lo que acabo de leer:
"El problema es que para cierto número de personas esta decisión no es considerada como un acto de extrema seriedad que concierne al destino de otro ser. Generalmente las personas que tienen esta visión no quieren oír formular ningún tipo de objeción...En la base existe una verdadera falta de discernimiento, de investigación o de reflexión...Esta práctica se ha convertido poco a poco en parte integrante de las costumbres de nuestras sociedades y en los espíritus un hecho casi normal, cuando no banal...Muchos lo enfocan bajo el ángulo del progreso social llegando a pretender que no es verdaderamente necesario que todos los seres vengan a este mundo...Desearía ardientemente que pudiera tener lugar una reflexión y una toma de conciencia mucho más profundas y precisas..."
No lo ha escrito Benedicto XVI, no lo ha dicho Rouco, no procede de las "obsoletas" mentes jérárquicas nacionalcatólicas. Lo dice el Lama Jigmé Rinpoché en un admirable libro de conversación interreligiosa (Robert Le Gall & Lama Jigmé Rinpoché, Le Moine et le Lama. Entretiens avec Frédéric Lenoir, Fayard, 2001; la verdad es que desconozco si hay traducción castellana editada, si la hay, será seguramente mejor que la mía y con gusto mencionaría aquí la edición con letra negrita, porque hay libros que merece la pena leer y promocionar). El Lama pone el dedo en la llaga: del aborto no se quiere hablar. Más aún: del aborto no se quiere que se hable, hay un interés preciso, todo lo más hay que decir que se interrumpe un embarazo y ay de quien ose afirmar que lo que en realidad se interrumpe es una vida. Qué le vamos a hacer, algunos somos contumaces (como sin duda nos calificaría el quatrero predicador-presentador mediático).
ADDENDA de 13-02: Gracias a un anónimo comentarista: del libro que menciono hay efectivamente traducción castellana:
ISBN 84-95613-05-0 R.LeGall - J.Rinpoché, El Monje y el Lama, conversaciones recogidas por Frederic Lenoir, Editorial Filokalia, Pamplona, 2002 (la traducción es de J.Elcarte y hay que suponer que mejor que la mía).

16 comentarios:

Guerrera de la LUZ dijo...

Totalmente de acuerdo con que el aborto es un genocidio sin precedentes.

Mientras los carniceros se siguen forrando, no hay nadie en el mundo que pueda seguir a favor de esta masacre. Sólo quienes no han visto las imágenes de los cuerpos calcinados y desmembrados.

Políticas de ayuda a la mujer embarazada por favor. Es todo lo que necesitamos.

Un beso Outs.


Veni Sancte Spiritus Veni Per Mariam¡

Eudora dijo...

Del aborto nunca se ha querido hablar, no solo ahora. Aborto ha habido siempre, en ocasiones en unas condiciones penosísimas. Pero muchos de los que no quieren hablar del aborto son también algunos feligreses de misa dominguera y generosa limosna que llevan a sus nenas a abortar fuera del país, a clínicas de mayor prestigio que las locales y factura de mayores hechuras.

Me parece muy bien que se denuncien las prácticas médicas abusivas. Y para eso están los tribunales. Me parece estupendo que se eduque no en el sentido de la facilidad existente para deshacerse de un problema sino para poder evitar llegar a él aunque me temo que aquí hay que incluir los métodos anticonceptivos que la propia iglesia en una especie de pirueta teológica, considera también abortuvos (hasta la píldora del día después!! que no es más que una dosis extra de hormonas)

Pero al igual que para algunos es un negocio hacer clínicas donde se facilite el aborto incluso animando a algunas mujeres, para otros no puede ser un negocio moral echar en cara algo que viene sucediendo desde que el ser humano está en la tierra.

¿Dónde ha estado la Conferencia Episcopal en este país durante los mandatos del PP? ¿Acaso el gobierno conservador hizo algo por evitar la ley del aborto?¿Lleva el PP en su programa la anulación del ley del aborto? ¿Qué pasaría si mañana formara gobierno el partido conservador y todo siguiera igual en ese aspecto?¿tendríamos que seguir escuchando una cantinela que pasa de reivindicar algo que me parece sensato a la frivolidad de un fanatismo religioso que exhibe imágenes dantescas para "conmovernos"?

Si un obispo niega el holocausto hay que apiadarse de él, si una niña de 10 u 11 años violada aborta, se excomulga a toda la familia y a los que participan en el proceso.

Y eso que el catecismo de la Iglesia Católica legitima que la pena de muerte se aplique en muchos países...

Outsider friar dijo...

Guerrera, a mí no me gusta la palabra genocidio aplicada al aborto. Tal vez habría que inventar una nueva, porque el genocidio supone una motivación: el otro es diferente y por eso se le elimina. En el aborto esa diferencia no se da: el otro no tiene otra raza, ni otra etnia, simplemente es percibido como un "problema". Y creo que necesitamos más que políticas de ayuda a la mujer embarazada, necesitamos pensar, necsitamos aprender a soportar la vida y enseñar a soportarla, dando a los actos la trascendencia que tienen.

Eudora, ante todo he de decirle que hay cosas a las que no puedo responder simplemente porque no soy el portavoz de la Conferencia Episcopal (y está claro que no voy camino de serlo); pero creo que en este tema no hay que pedirle silencio, porque este asunto es un asunto grave, no como el tema de los autobuses ateos en el que la petición de "tutela" por la ofensa infligida me pareció personalmente un disparate inoportuno, más cuando lo más que podía deducirse de la frasecita era que los creyentes somos unos amargados (y amargarse por eso invocando tutelas jurídicas era darles la razón, fue mucho más ajustada a mi juicio la nota del Arzobispado de Barcelona o la respuesta amable de e-cristians).
¿Qué pasaría mañana si entrara a gobernar el pp? Creo que absolutamente nada, en eso tiene usted razón. No se quiere tocar, no se quiere hablar de ello, esa era la tesis de mi post. Y, sin embargo, algunos creemos que el debate moral es necesario incluso aunque se tengan los datos sociológicos en contra. Algunos creemos que no vale la resignación de "esto ha existido desde que el ser humano está en la tierra y no hay quien lo pare"; pienso que este tipo de aceptación resignada de aquello que es negativo no vale. Tengo la convicción de que la aceptación del aborto como mal "menor" (!) no nos hace progresar en humanidad sino en barbarie.
Lo del obispo y la niña de 11 años puede ser un recurso dialéctico. No me molesta que exija usted coherencia (supongo que eso es lo que usted reclama y eso está bien). Estoy seguro, además, de que usted no quiere decir que la Iglesia católica niegue el holocausto. Ni ignorar que si en España se produce un aborto cada 7 minutos son contadísimos (si son) los de niñas de 10 u 11 años violadas.
(Otro día quizá postee sobre la pena de muerte, ojalá tuviese una lista de esos muchos países que aplican la pena de muerte legitimada por el Catecismo de la Iglesia)

Anónimo dijo...

Eh tio, el libro que dices sí está traducido editado por la Fundacion Filokalia.

celinard dijo...

necesitamos pensar, necesitamos aprender a soportar la vida y enseñar a soportarla, dando a los actos la trascendencia que tienen.
Tienes toda la razón del mundo, estoy completamente de acuerdo contigo outsider friar.

Saludos.

Alvaro dijo...

Como Eurdora no critica al Lama, sino insistentemente a la Iglesia Católica. Le respondo con la ciencia no teológica sino médica en que se basa para rechazar la píldora del día después, que no sólo es uná dosis extra de hormonas, pues la causa no comprende el efecto, que no es otro que impedir la implantación del óvulo, ya sea en el útero, ya en el proceso de formación anterior, después de fecundado.
Para aclarar el carácter de este producto, la Academia Pontificia para la Vida explica, en primer lugar, que la «píldora del día después» es un producto basado en hormonas que, si se asume antes de las 72 horas (no después) que siguen a una relación sexual, produce un mecanismo que impide la anidación del óvulo fecundado (que ya es un embrión humano) en la pared del útero. El embarazo, por tanto, queda truncado.

«El resultado final será, por tanto, la expulsión y la pérdida de este embrión», concluyen los académicos. Esto no es otra cosa que un aborto.

El producto, sigue explicando el comunicado oficial de la Academia Pontificia para la Vida, no sería abortivo en el caso en que la píldora precediera en unos días a la ovulación, bloqueándola. Pero esto es exactamente lo que hace la famosa píldora anticonceptiva."

Tambien se debe hablar de ésto. Y estoy con el lama en que deben alcanzar los mil millones de seres perdidos, que no llegan a realizarse por este negocio inmoral.

Eudora dijo...

No creo que el tema del post fuerá "métodos anticonceptivos", pero pese a que me arriesgo a que me tachen de nuevo de "insistente", creo que hay que aclarar una cosa.

El mecanismo de la llamada píldora del día después es distinto según sean los principios activos del fármaco que se administre, y es distinto según el momento del ciclo de ovulación en el que se encuentre la mujer, algo difícil de calcular por otra parte. El debate sobre el asunto es más extenso que esa nota de la Academia Pontificia que pretende dilucidarlo con lo que son sólo los estudios de un porcentaje muy particular de casos.


Friar, somos muchos los que lamentamos que el aborto se haya convertido en un método anticonceptivo, eso es monstruoso, pero es una monstruosidad más de las muchas de esta sociedad tan "moderna" y "avanzada".

Pero me hace gracia que un presbítero hable del "mal menor", la Iglesia, históricamente, siempre se ha guiado, en multitud de ocasiones, por escoger el mal menor.

Claro que hace falta el debate moral, pero no nos engañemos, la situación en el aborto es la extensión de un déficit de valores más amplio, mucho más amplio; y esto no empezó antesdeayer, esto empezó hace tiempo, y todos estamos implicados y sigo opinando que no se arregla con algaradas puntuales de un fanatismo religioso que no conduce más que a la réplica airada. Si no hay coherencia no hay nada, porque no se pueden legitimar ciertas posturas.

Aunque me crea de un racionalismo extremo le diré que yo también sueño, sueño con que en algún momento las partes de la sociedad que creen en los principios morales se pongan deacuerdo y remen con un mismo rumbo.

El Peregrino Ruso dijo...

El aborto es un asesinato, igual que han hecho con Eluana en Italia, totalmente estoy contigo hermano. Basta ya de tantos asesinatos libremente cometidos!

soy+pequeno dijo...

1 PoST ReDoNDo FRiaR!!! Me FLiPó!:D

Pobres tíos asesinados en sus MaDReS! q HoRRoR! :s

¡GraCiaS SeÑoR x DaRMe La ViDa!... y el CaMiNo y La VeRDaD y... dársela a oTRoS... que caigan los VeLoS y la encuentre este LaMa +CLaRa en tu HiJo.

Máster en Nubes dijo...

Pues sí, por eso de tiempo en tiempo -de cuando en vez y de vez en cuando- hay que sacar el tema. Con delicadeza -tengo amigas a las que quiero que han abortado, desgraciadamente-, pero con la verdad siempre.

Que ha existido siempre, ya lo sé. Que las dimensiones del fenómeno hoy son de horror, también.

En fin, creo que tiene que ver mucho con la desacralización de la vida y, también -siento ser tan antigualla- con la promiscuidad.

O sea, guerrera de la luz, no estoy nada de acuerdo con lo que dices: no necesitamos sólo políticas de ayuda a la mujer embarazada, por Dios, hace falta más cosas.

No sé qué edad tienes, pero ¿tu sales los sábados por la noche y ves qué pasa?

Al aborto se la ataja no sólo con un sí a la vida y con manifestaciones, sino trabajando antes, antes, de que se produzca un embarazo. También cuando está aquí, por supuesto.

Hay abortos de muchos tipos, pero creo también que hay más abortos porque se salta de cama en cama como si aquello fuera un juego.

Creo honradamente que un niño es siempre una posibilidad si te acuestas con un señor, siento recordar que esto es así. Ca va de soi, que dirían los franceses.

Creo también que corresponde a 2 personas decidir los hijos que quieren tener. Ellos, no otros (y en esto tengo que decir que no comulgo al 100% en algunas cosas de la Iglesia Católica). Y antes siempre, no una vez concebido en cuyo caso nadie tiene derecho de decidir sobre una vida que ya existe. No es cuestión de Dios ni de religión, es simple constatación de que eso es vida, y no es mi vida, no puedo decidir sobre algo que no es mi vida.

Creo que no es bueno saltar de cama en cama, no por lo que pueda suceder -si te quedas embarazada- sino porque no estamos hechos para eso. Y los medios fallan, y con 17 años mucho más, no eres responsable para conducir vas a serlo de ponerte un condón. Pero es que además la "solución" no es el condón, hace falta ser pavo.

Estamos hechos para la estabilidad, para que nos quieran y se comprometan con nosotros.

Decir esto hoy es aguar la fiesta, pero me da igual.

Conozco bastantes más casos de aborto por noche qué no sé que pasó ni con quién me fui a la cama, que aborto porque este niño no lo esperábamos mi chico (o marido) y yo.

En fin.

No entro a las valoraciones de Eudora porque creo que son un tópico y, como otros han apuntado, en la "defensa de la vida" no es sólo la Iglesia Católica. Aunque es la que más fastidia al parecer a gente anclada en el siglo XIX por los argumentos que utilizan, por cierto.

Y mezclar al PP o lo que sea aquí sobra: nos es igual. Estamos hablando de defensa de la vida, no de política. A mí me trae el pairo el PP.

Eudora dijo...

A la Doctorando en Nubes:

¿Por qué mis comentarios son un tópico? Podrían serlo también los suyos, hasta el post del Hermano podría ser un tópico.

He dado un punto de vista y punto, hay diversas perspectivas, la suya por ejemplo, de un mismo problema y que es bastante buena.

Hay que ser ingenuos para creer a estas alturas que en este puñetero país ciertos temas no están mezclados con la política, por ejemplo el aborto que, le recuerdo, queda tratado en una ley de la que se ha llegado a discutir si ampliar o no y este punto precisamente, si se amplia o no, sí atañe a la defensión o indefensión de un vida.

Alvaro dijo...

Si bien es cierto que el momento de la ovulación es fundamental para saber si una píldora del día después es abortiva o no, lo que está claro es que entre sus efectos está el abortivo, o antiimplantatorio del óvulo ya fecundado. Por tanto, si te tomas la pastilla y has ovulado recientemente, es más que probable que el espermatozoide haya llegado a fecundar, y se produzca tal suministro de hormonas (50 VECES LA DE UNA PÍLDORA ANTICONCEPTIVA) que produce la no implantación del óvulo fecundado. Los mismos prospectos de la píldora lo manifiestan así. Leer: http://www.prospectos.net/postinor_1500_microgramos_comprimido

Máster en Nubes dijo...

Es un tópico decir que quienes estamos en contra del aborto vamos a abortar a Londres, es simple y llanamente falso.

Es un tópico arreciar contra la iglesia católica, meter al pp en el saco y sacar a relucir un catecismo, que con todos mis respetos, no has leído. Leelo y verás qué dice sobre la pena de muerte, luego si quieres más hay otro par de documetos que podrías leer.

Insisto, con todos mis respetos, pero es como si me dices que a misa de 12 van las señoras con visión. Es otro tópico.

Quizás es bueno revisar tópicos sobre quiénes son los católicos, qué hacemos, dónde estamos, qué escribimos, etc.etc. antes de caer en lugares comunes de hace ¿30 años?

Dicho sin acritud, con mucho cariño y sin ánimo de polemizar.

Pero algunos argumentos, de verdad, son tópicos. Muestran desconocimiento.

Aludir a otras monstruosidades para "minimizar" el aborto es también un tópico pero además NO es un argumento.

Es como si hablando del terrorimo de ETA le digo a alguien que en Burundi mueren más personas al día. Es posible, pero estamos hablando del terrorismo de ETA.

Que algo tenga lugar desde tiempos inmemoriales no quita carga moral a eso. Como tampoco que haya mucha gente que haga algo mal resta un ápice a la maldad de algo.

Muchas mujeres han sido maltratadas toda su vida ¿esto nos exime de exigir que no lo sean, Eudora?

Los hombres no colaboraban en las tareas del hogar ¿es algo que debe seguir así?

Podría seguir, pero me voy a dormir para trabajar mañana.

Saludos y buen rollito a todos.

La prueba que el aborto no está mezclado con la política es que el PP no defiende ninguna posición al respecto. Para terminar. O sea, que por ahí precisamnete no, por ahí te cuelas otra vez, dicho de nuevo con cariño.

Eudora dijo...

Perdona máster, pero presumes saber cosas de mí sin ni siquiera conocerme. Creo que has leído mis comentarios implicándote de una manera excesiva en ellos, queriendo leer lo que no he escrito, suponiendo cosas de mí y etiquetándome sin piedad.

No me voy a molestar en explicarme ni en contar mi vida, con detalles podrían sorprenderte. Ya sé que cuando uno escribe una parrafada en un blog cualquiera la puede leer y sacar de contexto, interpretándola subjetivamente, hasta aumentando descontroladamente el sentido de la misma. Y tampoco voy a comentar tus propios textos atribuyéndote un perfil que podría ser injusto, porque no te conozco y, después de atender a tu manera de fijarte en mis pobres líneas, francamente, tampoco quiero conocerte.

Lo escrito, escrito queda.

Máster en Nubes dijo...

Perdona, Eudora, pero no me he metido contigo, sino con lo que dices, personalmente creo que no he dicho nada. Lo único que he dicho es que el catecismo no dice lo que tú dices, esa es la única alusión personal que he hecho. Lo demás es respecto a argumentos que has utilizado.

En todo caso, mis disculpas si defenderme por decir que los católicos que decimos no al aborto vamos a abortar a Londres es falso.

Y mis excusas por mostrar mis desacuerdos con otras alegaciones, si eso te ofendió. No fue mi intención, sólo la defensa y la argumentación con fundamentos, creo. Pero me puedo equivocar quizás en el tono, incluso en las formas ¿y tú? ¿te puedes equivocar tú en tus apreciaciones?

Y sobre todo perdón a Friar que es su casa ;-) y que sabrá defender él lo que quiera...
Tolerancia ¿no? Pues eso... Para estar de acuerdo... y para mostrar el desacuerdo con argumentos, simple y llanamente.

Anónimo dijo...

Pues yo si prefiero hablar,aunque no sea desde una celda religiosa. Si hay televisiones que estan propagando unas ideas preniciosas hay que denunciarlo. La tele que dices es 25 tv, es ahi donde hace hasta de tertuliano Santiago Barambio, el de la patronal abortista, el que fue a la Subcomision del Congreso a decir que el aborto provocado es un derecho humano y el que hace publicidad de su Clinica en esa television. Luego esta tele se las da de cultura y de no se que cosas, a la vista esta. Basta con ver su pagina web, os encontrareis anuncios de busco madura y cosas asi, una verguenza, para que esta el Consell Audiovisual de Cataluña, para que?